EjerciciosSexualidad

Mejora tus relaciones sexuales fortaleciendo tu suelo pélvico

coupleYa hemos hablado en otras ocasiones de lo importante que es mantener un suelo pélvico en condiciones para evitar tener problemas durante distintas etapas de la vida como el embarazo o la menopausia pero hay otra faceta de la vida en la que un periné fuerte nos puede ayudar mucho, las relaciones sexuales. Es relativamente habitual escuchar a mujeres que afirman que nunca han llegado al orgasmo o que tienen dificultades para alcanzarlo pero lo que muchas no saben es que el origen de su problema puede estar en su suelo pélvico.

Primeramente hay que descartar una causa psicológica como estrés o ansiedad que debe ser tratada por un sexólogo pero si esto no es la causa del problema entonces deberíamos revisar el estado de nuestro suelo pélvico.

La musculatura del suelo pélvico juega un papel muy importante en la calidad de las relaciones sexuales ya que el responsable de los espasmos placenteros que experimentamos durante el orgasmo es el pubo-coccigeo, un músculo que rodea las paredes de la vagina. Si este músculo está debilitado, en el momento del climax no tendrá la fuerza suficiente como para contraerse rápidamente por lo que el orgasmo no será demasiado intenso. Además del pubo-coccigeo, el resto de la musculatura del suelo pélvico también es muy importante para tener unas relaciones sexuales de calidad. Mantener una musculatura con un buen tono, igual que en el resto del cuerpo, nos asegura una buena tonicidad y una buena irrigación sanguínea por lo que la sangre llegará antes al clítoris y la fase de excitación será mejor y más fácil. En ocasiones el problema viene determinado por una falta de lubricación, generalmente causada por la menopausia o el uso de anticonceptivos hormonales. Si mantenemos una musculatura bien tonificada y vascularizada mejorará el funcionamiento de las glándulas encargadas de la producción del líquido lubricante.

Para fortalecer esta zona solo tienes que dedicarle unos minutos al día y realizar los famosos ejercicios de Kegel. Son muy sencillos y los puedes realizar tu sola pero si no te salen o no sabes como hacerlos consulta con un fisioterapeuta especializado.

Además de fortalecer el suelo pélvico estos ejercicios nos ayudan a conocer, localizar y a tener mayor control de toda esta musculatura por lo que aumentará la percepción y la sensibilidad de toda la zona genital y con ello el placer durante nuestras relaciones sexuales.

 

 

, ,

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo válida.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú